sábado, 19 de enero de 2013

Del lenguaje y la mala prensa.

Por degeneración transitiva hay palabras, verbos, que se han ganado una mala imagen, en contrario con lo que quieren decir.
Por ejemplo, PEDIR.
Pedir a quedado asociado -malamente- a una categoría de segunda tirando a tercera, suena a pedigueño, molesto, que irrumpe en nuestras vidas con su -justo o injusto- reclamo o solicitud. Quedo asociado históricamente  a pedir limosna, y de allí que pedir un favor, como siempre molesto como suelen caer los favores, pedir un trabajo que en algunos lados es casi pedir una limosna, pedir ayuda: mas molesto que diez favores juntos....

Usar la palabra 'pedir' en una frase puede ser la causa de obtener como respuesta un NO en piloto automático, porque quien lo escucha, lo hace desde una posición de DESVALORIZACIÓN, no del pedido sinó de la palabra que encabeza la frase. (necesito pedirte / te pido / etc) y más aun si va acompañado de las olvidadas palabras mágicas: "por favor", que lo harán parecerse más a una súplica. Más que educado, el solicitante será visto como un leproso escudilla en mano de épocas pasadas, a las que más tecnificados en muchos aspectos hemos vuelto para nuestro mal.

Hasta la Real Academia Española, esa que no dá pata en bola con sus modificaciones y nuevas acepciones lo denigra, pues lo define  como 'un ruego de gracia o justicia' y lo asocia al concepto mencionado así nomás por definición, de esos empiringotados y sesudos profesores que con el traste asentado en una silla jamás quisieron o desearon algo.... Sin embargo, más adelante se contradicen  ellos mismos. 
Déjenme cambiarles el verbo por algunos sinónimos. Pedir = querer,  desear, solicitar, requerir, pretender, reclamar, demandar, exigir. Todos ellos son verbos "de acción", por lo tanto el denostado PEDIR entra en la misma categoría.

Sería bueno que con tanta tecnología, nos pusiéramos mas en sintonía con lo que las cosas quieren decir, tirar los viejos prejuicios por la borda, ser tan civilizados como decimos serlo, ver que queremos decir y lo más sano, llamar al pan, pan; y al vino, vino.

14 comentarios:

Ligia dijo...

Te diré un refrán que me hace gracia: "Contra el vicio de PEDIR, la virtud de NO DAR". También me hizo gracia tu comentario sobre mi viejo teléfono, y opino como tú porque por aquí también es la moda todo el mundo con el "Whatsup" sin prestar atención al que tiene al lado...
Abrazos

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Yo tambien tengo un celular que los dinosaurios estimarían como muy anticuado, pero si quiero sacar fotos, uso mi camara.... No me gusta estar pendiente de una pantallita y no saber que pasa como dices, Ligia.
Nos diero la pantalla gigante mas maravillosa, llamada Cielo que jamas se repite y voy a perder el tiempo mirando una pelicula en una que no cabe en mi mano? para eso esta el CINE. Sera que somos de otra generacion?

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

!Bien! estamos de acuerdo, no te pido, te digo ;
Muchas gracias por reírte de mis escasos comentarios y no tener tiempo de leerte como ambas desearíamos.
Te dejo un beso de ternura
Sor.Cecilia

Leodegundia dijo...

Y sin embargo pedir es algo que hacemos continuamente a lo largo del día, cuando vamos a la compra, cuando rezamos, cuando queremos enterarnos de algo....... pedimos y pedimos aunque no siempre recibimos.

Xibeliuss Jar dijo...

Pues no me lo había planteado, pero tienes razón.
Y es triste, además, que la educación se perciba como signo de debilidad.
Saludos

La Dame Masquée dijo...

A mí tampoco me gusta, madame. Afortunadamente cuenta con numerosos sinónimos. Yo suelo emplear el verbo "solicitar", que es igual de educado y no requiere de un "por favor" que sonaría redundante. Ahora bien, el verbo "exigir" es el que menos me gusta de todos. Me gusta tan poco como "ordenar" o "poner firmes".

Feliz domingo

Bisous

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Sor Cecilia, te comprendo perfectamente porque lo que me falta es tiempo, pero al menos lo dices de una forma que me has hecho reir a carcajadas a veces. En tu caso, cuantas veces la gente, le pide a Dios por favor, cuantas,y por ello es asociado a una suplica.

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Leodegundia, es verdad, pedimos todo el tiempo, pero lamentablemente y en esto hasta la Real Academia patina (parece que en la Madre Patria nadie se pone de acuerdo con nadie, pues luego se contradicen) ha quedado pegado a 'pedir limosna'. Y si "por favor, te pido que...." parece una suplica mendicante asi la frase sea "POR FAVOR, TE PIDO QUE APAGUES EL CIGARRILLO PORQUE AQUI COMO DICE EL CARTEL ESTA PROHIBIDO FUMAR".

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Xibelius, si, lamentablemente el educado y que pida algo como le decia a Leodegundia, para lo que sea, se lo percibe como débil, desvalorizado. No queda otra que usar las opciones mas fuertes aunque el otro se moleste.
Si me ves debil, pues molestate.

Alejandra Sotelo Faderland dijo...

Madame, solicitar tiene buena prensa, pero POR FAVOR forma parte de las palabras magicas.
Si algun poco provisto de neuronas me percibe debil por educacion pues no le quedara otra que notar que es un verbo de accion cuando le cambie la palabreja.

Freia dijo...

Pues justamente estamos en tiempos de pedir, como sinónimo de exigir y no de solicitar.

Un abrazo, diosa-bruja y que el Norte y el Sur la ayuden a navegar ligera.

Isabel Barceló Chico dijo...

Estoy de acuerdo contigo, Alyx. Lo de "pedir" tiene la connotación negativa de una solicitud o apelación a la gracia o la indulgencia, no de una exigencia. Y es que, como se han perdido tanto las formas y la educación (al menos por aquí), el pedir una cosa con gentileza ya no se lleva, ni con las palabras mágicas "por favor", ni sin ellas. Ahora la gente va dando coces. Así es. Besazos, querida amiga.

Clarice Baricco dijo...

Con timidez pediré y con soltura diré por favor.
Las palabras que tanto nos demandan y no cumplimos.
Abrazos, preciosa.

La Gata Coqueta dijo...



Me gustaría ser una gota de lluvia,
Para nacer al borde de unos bellos ojos
derramarme por la luz de las mejillas
y romperme en la silueta de los labios,
para iluminarte con una sonrisa cada mañana.

¡¡Un feliz y radiante fin de semana te deseo!!

Atte.
María Del Carmen